****************

lunes, 28 de abril de 2014

Viejo verde









En el tiempo donde los culos postizos son mayoría, gloria a éste que dice toda la verdad.
Georges Brassens


Hay entre muchas expresiones populares, dos que nadie puede aseverar no haya escuchado al menos una vez en la vida:
-Viejo verde
-A mí nadie me toca el culo.
La primera para referirse a aquellas personas del sexo masculino que habiendo alcanzado determinada edad y perdido bastante pelo se empecinan en querer perpetuar, ya sea con la mirada o con sus manitos cuando la oportunidad se presenta, su  aún vigente sex-appeal a pesar que, como dice el tango “junto con el pelo que fugo del mate se te fue la pinta que no vuelve más, y la segunda para igualmente en una actitud intransigente demostrar que  nuestras actitudes no permiten que otros se tomen libertades no consentidas.
Pero….., como la ocasión hace al ladrón, el viejito verde pelado del video que hoy se muestra en centenares de lugares en la web, aprovechó la ocasión y como quien no quiere la cosa le metió mano al soberano trasero de la señora Reina que forrada por blindado culote no se dio cuenta, o tal vez sí, pero como una señora que es no quiso hacer una escena ante lo que podríamos llamar un gesto servicial por parte  del comedido alcalde.

Interpretaciones al margen, como se diría en el barrio, el veterano, despacito, despacito, como gallina comiendo bichitos, le tocó  el culo a la reina, he aquí  la prueba:             
                                                                               

0 comentarios: