****************

jueves, 5 de junio de 2014

Los que tienen coronita.

La noticia que por estos días preocupa a propios y extraños dice que don Juan Carlos conocido en la península ibérica y otros lares del mundo  como Juan Carlos I de Borbón y Borbón–Dos Sicilias quien por unas cuantas jornadas más seguirá ostentando el título real de Rey de España, ha decidido, tal vez cansado de andar a los tiros en África y escabulléndose  de alcobas que no eran reales precisamente, tirar la toalla; es decir abdicar.

Y andamos todos preocupados.

No cabe duda que la gente tiene que estar loca o extrañamente obcecada para cifrar la principal esperanza de su fidelidad o seguridad común en una sola persona, la cual, en el caso de que sea buena, no puede hacer más que otro hombre, y si es mala tiene poder para hacer más daño que millones de otros hombres.
No obstante, la abdicación abre las puertas a un nuevo monarca, más joven –de 46 años–, pero sobre todo busca garantizar la continuidad de la monarquía española y de la familia Borbón, una vez que la propia Constitución española así lo establece en el derecho de sucesión al primogénito varón.
Así las cosas, la versión oficial del tema se resume así:

                
Uds. asiduos lectores de estas páginas, saben a ciencia cierta que no compramos cualquier verdura y que donde hay una versión “oficial” siempre hay una versión " real " la que fielmente indica la verdadera razón del alejamiento de Don Juan…Carlos, y es esta:

                           
Sueña el rey que es rey, y vive con este engaño mandando, disponiendo y gobernando; y este aplauso, que recibe prestado, en el viento escribe, y en cenizas le convierte la muerte, ¡desdicha fuerte!.
Don Juan Carlos siendo previsor se retira antes que se cumplan esas palabras dichas hace ya mucho tiempo por un coterráneo suyo, Pedro Calderón De La Barca.

Entrada relacionada: Un Ensueño




Créditos:www.jornada.unam.mx/izaping.com.
Videos:www.youtube.com/channel/euronews
 www.youtube.com/channel/UCUJEIja4

0 comentarios: